domingo, 21 de septiembre de 2014

Sin vestigios del Festival de Benidorm


Ocho años después de la celebración del último Festival de Benidorm, parece que en el Ayuntamiento de la ciudad se han propuesto incumplir todas las propuestas que homenajearían al desaparecido certamen. Como en esta página sentimos interés por todo lo que rodea al Festival de Benidorm queremos denunciar la falta de sensibilidad y el incumplimiento de la palabra dada del consistorio que organizó un día el certamen de la canción.


En 2011 el alcalde de la ciudad anunció a bombo y platillo que al año siguiente homenajearían a Raphael, con motivo de las bodas de oro de su triunfo en Benidorm con una gran R, por ser la inicial del niño de Linares. Raphael recibió una réplica de la escultura, ya que la original pesa 300 kilos. Decimos "pesa" porque la escultura existe, en realidad es una de las letras de la palabra "Benidorm" que se exhibieron en Fitur hace cuatro años. Aún así, todavía no está colocada en ninguna rotonda del municipio, tal como se prometió.


En 2012 también el primer edil anunció que el paseo que une el Ayuntamiento con la Plaza de Toros, en el Parque de l'Aigüera, llevaría por nombre Avenida del Festival de la Canción y cada fuente de piedra que lo flanquea llevaría una inscripción con todas las canciones ganadoras del Festival y los artistas que las defendieron. Pasados los años, en Benidorm no hay ni rastro de la susodicha avenida y no hay ni una sola plaquita con los títulos de las 39 ganadoras del concurso.

Lo que sí hay en el Parque de l'Aigüera es una sensación total de abandono. El célebre Auditorio Julio Iglesias en el que se celebraron los festivales de 1993 a 2005 ha visto como la vegetación del parque se ha abierto paso en sus gradas. El pasado mes de agosto se pudo comprobar el mal funcionamiento de los servicios de limpieza municipales y la decadencia del lugar, que lejos de parecer un auditorio da la sensación de ser unas ruinas greco-romanas.


La sensación que tiene el visitante que busca en Benidorm la historia del Festival de la Canción es de vacío, la ciudad no cuenta ni con un mal museo dedicado al célebre certamen musical y visto lo visto es mejor que no prometan nada. Así, los fans del Festival de Benidorm se ahorrarán viajar la ciudad y volver a casa con el frustrante sinsabor de no haber encontrado NADA relacionado con el concurso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada